Archivo de la etiqueta: Debolsillo

Crítica cómic: Batman año 100, Paul Pope, Debolsillo.

batman año 100 portadaEn el año 2039 el gobierno controla la sociedad con mano dura. No hay libertad, todo está bajo el control de los agentes federales. Una sociedad oscura y sin esperanza. Lo que no significa que no exista el crimen y la corrupción. Parece que los superhéroes tampoco existen, pero hay una anomalía llamada Batman, que no ha sido controlada y no se sabe muy bien si es tan solo una leyenda del pasado. Un agente federal ha sido abatido y el principal sospechoso no es otro que el hombre murciélago. Gordon, nieto del comisario James Gordon, investigará su existencia; paralelamente Batman y su equipo intentarán averiguar qué ha ocurrido y qué se esconde tras este asesinato y la corrupción gubernamental intentará acabar con todos ellos. Bienvenidos a un futuro nada halagüeño, triste y desalmado, a un futuro de cómic distópico al estilo Orwell, Bradbury o Huxley.

Estamos ante una de las historias más interesantes de Batman de los últimos 8 años. Fue creada en 2006 por Paul Pope como guionista y dibujante y coloreada por José Villarrubia, y no en vano se llevó dos premios Eisner (los mas importantes en Estados Unidos en la industria del cómic) a la mejor serie limitada y al mejor escritor / artista.

El cómic se inicia con una trepidante y brutal persecución de Batman por parte de la policía federal. Podemos sentir su sudor, su sufrimiento y sus heridas y vibrar con la magnífica narración cinematográfica que utiliza Pope en esta larga escena. Una tensión que se dilata al intercalar acertadamente en ella la comisión en Washington que está siguiendo los hechos, la presentación del capitán de policía Gordon y la actividad del equipo de apoyo del hombre murciélago. Más de 40 páginas que se leen de un tirón con emoción y nos presentan la trama de la historia a la vez que nos sumergen en las calles de la decadente Gotham City. El resto de páginas siguen estando a la altura, muy bien resueltas en sus enfoques utilizando muchos planos detallistas y con predominio de viñetas rectangulares. Paul Pope impregna la narración de un halo de ciencia ficción con elementos fantásticos como los telépatas y otros artilugios. Estamos en el futuro, pero salvo por estos pocos cambios tecnológicos, tanto podría ser 2039 como 2000 o 1939.

batman año 100_1¿Quién se esconde bajo la máscara de Batman? La investigación de Gordon destaca por su originalidad al mezclar la realidad y la ficción, con el origen real de los tebeos de Batman en el año 1939, o sea su primera aparición, y las publicaciones posteriores más emblemáticas como Batman año uno o El regreso del caballero oscuro ambas de Frank Miller. El cómic contiene diversos pequeños guiños para los fieles seguidores, mientras avanzamos en la intrigante investigación de lo que se esconde tras el asesinato del agente federal. De hecho algunas viñetas recuerdan la Gotham City que retrató Frank Miller en sus obras.

Destaco también el acierto de las apariciones de Batman a través de cámaras de seguridad o holollamadas, que consiguen un efecto de intensidad y furia en su figura casi de “película de terror asiática” en la forma en la que están dibujadas con un color y unos halos de luz chisporreantes. Al igual que el efecto que usa el hombre murciélago al ponerse una dentadura postiza para convertirse en una figura más temible. ¡Impresionan las viñetas en que predomina el rojo! También es digno de mención el efecto de velocidad que se consigue con la utilización en las viñetas de luces distorsionadas.

Paul Pope es un guionista y dibujante alternativo que inició su carrera como dibujante manga para Kodansha. Ha publicado en distintas editoriales americanas, destacando en trabajos como One-Trick Ripoff, Heavy Liquid, 100 % y más recientemente en la exitosa Battling Boy. Su historia corta “El compañero adolescente del héroe” en la serie Solo de DC, ya le valió un Eisner en esta categoría en 2006. Ha trabajado en el campo de la publicidad con diversos y variados trabajos, incluyendo el diseño de moda, y en la ilustración. En 2010 fue distinguido como Master Artist por el American Council of the Arts. La crítica ha afirmado que su estilo al dibujar recoge lo mejor de los clásicos americanos como Jack Kirby, Alex Toth, y Frank Miller y de europeos como Hugo Pratt, Guido Crepax y Daniel Torres.

Paul_Pope_2010
Paul Pope

Sin lugar a dudas Batman año 100 es una de sus más destacadas obras. Su estilo de dibujo diferente, algo feista, oscuro y grotesco, pero también elegante, puede no atraer al lector en una primera ojeada, pero si se le da una oportunidad, le permitirá sentir muy viva esta peculiar aventura del superhéroe. El autor quería que se sintiese la acción física y que la violencia fuese palpable, por eso el traje de Batman es más rudo y se compone de duras botas militares, pantalones atados con cuerdas y unos guantes que no le tapan las muñecas. Es un traje de trabajo, no para posar de forma “guay” sobre una azotea. Un nuevo diseño que puede chocar y no gustar a primeras. Otro punto a favor para comprar este tomo de DeBolsillo es que es una historia completa y autoconclusiva. No incluye incursiones de otras series que alarguen innecesariamente la trama, como ocurría con la reciente saga “El Tribunal de los Búhos”, y no hay que saber nada de la mitología sobre el hombre murciélago para disfrutar de veras con este cómic.

La serie completa que recopila DeBolsillo se compone de los 4 números americanos publicados en el año 2006. Este cómic ya fue publicado en España en 2008 por Planeta DeAgostini y ahora le llega el turno en esta línea de DeBolsillo para celebrar el 75 cumpleaños de Batman. Aunque esta edición es de tamaño pequeño, está claro que no cabe en un bolsillo, pero es más manejable, económica y está pensada para acercar el cómic a lectores ocasionales de este medio. La edición en tapa blanda es correcta e incluye las cuatro portadas originales.

Si te gusta el ambiente a lo Blade Runner, las historias potentes e innovadoras, los futuros distópicos y, claro está, Batman, este es tu cómic.

Título: Batman año 100
Editorial: DeBolsillo
Guion y dibujo: Paul Pope
Color: José Villarrubia
Editorial: Debolsillo
Formato: Rústica, 240 páginas, 15 x 21 cm, a color
PVP: 14,95 €
——

Taradete

Anuncios

Crítica literaria: El fin de la eternidad, Isaac Asimov.

El fin de la Eternidad Isaac Asimov.jpgReseñar un Asimov no es una tarea fácil, debido a la calidad “de género” del autor, a la cantidad abrumadora de sus obras y al éxito que llegó a alcanzar con ellas. En verdad parece que Asimov escribió, de una forma u otra, sobre casi todo y además normalmente lo hizo muy bien. Aún así intentaré llevar a buen puerto esta crítica, siendo consciente de lo arduo de la tarea y del paso del tiempo desde que la novela fue escrita. Y es que de eso trata El fin de la eternidad, del tiempo o del uso del fluir temporal en la sociedad del futuro. La novela la tenía en uno de los estantes de mi biblioteca desde que hace años unos amigos me la regalaron, sabiendo lo que me gustan las tramas temporales, en la fácilmente reconocible colección Biblioteca de Ciencia Ficción de tonos azulados y grises que editó Orbis allá por los años 80.

La novela, bien definida desde el principio por su mismo título, nos sitúa en una multirealidad sin tiempo. La humanidad ha alcanzado el nivel tecnológico necesario para viajar y actuar en el tiempo y para ello ha creado la Eternidad, una institución que permite no tan solo que las diferentes épocas se ayuden y comercien entre ellas, sino que desarrolla una actividad terapéutica temporal: lleva a cabo cambios temporales sobre las diversas realidades para evitar coyunturas negativas en ellas. De esta forma, conociendo los resultados de los cambios realizados sobre la realidad temporal, la Eternidad controla la evolución de la humanidad a lo largo de los milenios y corrige los sucesos más dañinos. Sin embargo los efectos de la interrelación entre los miembros de la Eternidad y la realidad humana puede provocar enormes daños. Prueba de ello lo tenemos en Andrew Harlan ejecutor de cambios temporales en la Eternidad que se enamorará de Noys, una ciudadana de la realidad, una relación que pondrá en peligro la propia existencia de la Eternidad y permitirá descubrir algunos de los secretos de la organización.

Esta es una de aquellas novelas en las que la acción comienza justo en la primera línea. Harlan, su protagonista principal, pone rápidamente en marcha la acción movido por sus propios intereses, que como pueden imaginar no son, ni mucho menos, los mismos que los de la Eternidad. Los propios actos del protagonista permiten, así, a Asimov, presentarnos un juego de multirealidades interrelacionadas que será el ingrediente estrella de su novela. Y no solo eso, sino que además le permite reflexionar sobre la relación que existiría entre causas y efectos en el caso en el que existiera una diversidad infinita de planos temporales conectados entre sí.

¿Cómo puede afectar a una realidad pasada los hechos que ocurren en la Eternidad atemporal? ¿Pueden existir periodos de la historia de la humanidad que estén en contra de la actividad temporal de la Eternidad? En una realidad temporal interconectada de este tipo ¿cuál sería la causa y cuál el efecto de las acciones que se llevan a cabo?

isaac-asimovAsimov nos muestra a través de su novela una multirealidad temporal que va descomponiéndose página a página y que ofrece al lector argumentos para la reflexión sobre el hombre y la humanidad. No solo seremos testigos de la corrupción temporal en la Eternidad, provocada por las propias pasiones humanas, sino que podremos reflexionar sobre el hecho de que una organización, léase corporación o multinacional, con unos intereses concretos y particulares, pueda actuar sobre una realidad humana cualquiera fruto de su propia evolución histórica. Y lo más interesante es la disquisición final sobre el espíritu humano que realiza el autor.

La humanidad evoluciona cuando se enfrenta a situaciones que le obligan a invertir ingentes recursos con el objetivo de superar esa coyuntura. ¿Si se eliminan quirúrgicamente esas situaciones problemáticas a las que debe de hacer frente la humanidad para crecer, para evolucionar, qué es lo que queda?, ¿Qué es la vida de cada uno de nosotros sino un continuo esfuerzo para superar cada uno de los problemas con los que individualmente nos enfrentamos, y que nos hacen ser tal como somos? Un tema de reflexión interesante en una época, la actual, en la que se invierte una gran cantidad de recursos para evitar a los ciudadanos (de Occidente, claro está) cualquier tipo de inconveniente que les pueda suponer una molestia, debilitando, de esta forma, la capacidad de reflexión y respuesta de los individuos ante situaciones dañinas y quebrantando el espíritu de superación que todos deberíamos poseer. Y eso que solo estamos a principios del siglo XXI. Como ven una propuesta que hace lo que hace la buena ciencia-ficción, especular sobre la propia esencia humana y en este caso en el ámbito de lo temporal.

Pero no se piensen que El fin de la eternidad es, por tanto, una novela aburrida o densa. Todo lo contrario. Es una historia en la que la acción y las consecuencias temporales de ella están muy presentes, como también lo está la multidimensión temporal y sus consecuencias en la misma estructura de la trama.

No afirmo nada nuevo al decir que El fin de la Eternidad posee parte de la genialidad que Asimov confiaba a cada una de sus novelas. Con el estilo y la elegancia formal propia del autor norteamericano que nos muestra no tan solo una formulación argumental solida y una gran creatividad y originalidad, sino también un trazo literario perfilado y consistente, propio de un autor que no solo creó un enorme caudal de obras sino que también consiguió un gran éxito crítico y comercial con ellas.

Y como gran clásico de la novela contemporánea de ciencia-ficción y referente literario de varias generaciones, es acostumbrado hallar continuas reediciones de sus obras. Este es el caso de la edición de Debolsillo de 2004 o la más reciente de La Factoría de ideas de 2007, un recordatorio del interés que mantienen aún las obras de Asimov entre las editoriales y los lectores.

Título: El fin de la eternidad
Autor: Isaac Asimov
Editoriales:

Debolsillo
    Páginas: 288
    Precio: 8,95 €
    Formato: Bolsillo

La Factoría de ideas
Páginas: 320
Precio: 19,95 €
——

Jorge Pisa

Crítica literaria: Cargarás con la culpa, de Olle Lönnaeus, ed. DeBolsillo

Martin A. La ReginaEn los últimos años hablar de buena novela negra es casi como hablar de novela nórdica, gracias al mega-exitazo mundial que alcanzó la saga Millennium de Stieg Larsson. Desde entonces parece que las tierras bañadas por el mar Báltico, el mar del Norte y el mar de Noruega proveen de numerosos autores y tramas que viajan con éxito tanto hacia el sur como hacia el este y el oeste, conquistando los mercados literarios mundiales. Uno de estos casos es el de Olle Lönnaeus, periodista sueco que publicó en el año 2009 Cargarás con la culpa, editada en español por la Debolsillo (Penguin Random House) en el año 2012.

Lönnaeus utiliza su amplio dominio sobre temas como la explotación de inmigrantes y el extremismo político que se vive en Occidente para crear su “bajada a los infiernos” suecos y presentarnos el “otro” trasfondo social y económico del milagro escandinavo. El autor suma además en su retrato de la “otra Suecia” un racismo alarmante y los restos del espíritu de colaboración filo-nazi que Suecia mostró durante la Segunda Guerra Mundial, lo que nos da como resultado una novela que más que negra es un drama social y casi generacional o regional trabado con una pizca de tinte negro.

La trama se centra en el retorno de Konrad Jonsson, un polaco huérfano que ha crecido en Tomelilla, una zona no demasiado desarrollada de la flamante Suecia y que como hijo de inmigrantes polacos recibió en su juventud el desprecio de la mayoría de sus conciudadanos. Jonsson fue adoptado por una familia pobre y ultracristiana tras la misteriosa desaparición de su madre y se marchó de Tomelilla poco antes de alcanzar la mayoría de edad menospreciado por casi todos, excepto por su único amigo sueco Sven Myrberg. Su regreso al pueblo muchos años más tarde al ser asesinados sus padres adoptivos, le volverá a poner en contacto con el odio y la triste realidad de la localidad donde vivió y le forzará a investigar la extraña desaparición de su madre, la muerte de sus padres adoptivos y el reciente asesinato de dos inmigrantes albaneses.

Como ven la trama de la novela se aleja y mucho del espejismo que a diario se nos muestra en los medios de comunicación en relación a las sociedades nórdicas. Lönnaeus se empeña en lo contrario y crea una trama que les aseguro que en varias ocasiones quita el aire o al menos lo corrompe. A lo largo de la novela no saldremos del ámbito de los perdedores ya que todos los personajes, principales y secundarios, lo son de alguna forma. Algo que se acomoda como anillo al dedo a más de una situación de los que, a veces no tan desgraciadamente, vivimos de pleno la crisis económica un poco más al sur.

Olle Lönnaeus
Olle Lönnaeus

La novela se estructura en una línea argumental actual principal en la que el autor nos narra el regreso de Konrad Jonsson al pueblo donde pasó su infancia, la complicación de las pesquisas policiacas que de una forma cada vez más evidente apuntan hacia él como posible asesino, y la investigación que el propio Jonsson lleva a cabo con la asistencia de un periodista de provincias y la hermana de su amigo. A esta trama se le suma otra en la que el lector viaja a través de los recuerdos de Jonsson, con los que se nos mostrará poco a poco el porqué de lo que pasa en la actualidad. Este segundo bloque argumental no es lineal, como no lo son tampoco los recuerdos o la memoria, y se irá entretejiendo con la trama principal a medida que avanza esta.

El efecto es mucho más que interesante ya que Lönnaeus consigue meter al lector de lleno en el relato al mismo tiempo que le pone difícil saber que va a pasar en la página siguiente, hecho este que mantiene al sufrido lector atrapado en la novela, aunque la conclusión no esté demasiado elaborada y sea algo simple e incluso decepcionante.

Lönnaeus sin embargo consigue el objetivo de hacernos visitar una Suecia que, seguro, la mayoría desconocemos, enriqueciendo el viaje con el desarrollo literario de temas muy actuales en la desorientada sociedad Occidental, que nos muestra que los peligros están allí donde uno menos se lo espera… sobre todo si osamos hojear las páginas de una novela social negra escrita por un autor nórdico.

Título: Cargarás con la culpa
Autor: Olle Lönnaeus
Editorial: Debolsillo
Colección: Best Seller
Fecha publicación: Mayo de 2012
Precio: 9,95 €
Epub: 6,99 €
Formato: tapa blanda / 125 X 190 mm
Nº de páginas: 416
Temática: Novela negra y de suspense

Compra el libro: Cargarás con la culpa

——

Jorge Pisa Sánchez

Crítica literaria, El mapa del cielo, Félix J. Palma, Debolsillo.

P320488Son pocos los libros que sorprenden a un ávido lector. Normalmente uno ya sabe o cree saber por dónde “irán los tiros” de una lectura que él mismo escoge. Si bien existe un número de libros, bastante reducido por cierto, que desarma y sorprende al lector a lo largo de su lectura, lo que conlleva un disfrute de mayor calidad que adereza la experiencia lectora.

Este es el caso de El mapa del cielo, la segunda novela de la trilogía victoriana escrita por Félix J. Palma, en la cual, como ya ocurre en la primera entrega, El mapa del tiempo, el autor se dedica a jugar con el mundo literario y fantástico creado por H. G. Wells, precursor del género de la ciencia-ficción a finales del siglo XIX y principios del XX. En esta ocasión Palma lleva a cabo una reelaboración de historias como La guerra de los mundos o La máquina del tiempo en las que, y esto es más sorprendente aún, al menos para el que estas líneas escribe, el propio Wells es uno de los protagonistas.

Pero empecemos por el principio. La novela está organizada en tres partes que poseen tramas relativamente independientes. En todas ellas Wells y su mundo fantástico están muy presentes: una expedición al ártico en busca del centro hueco de la Tierra interrumpida por un avistamiento ovni en la primera mitad del siglo XIX; el intento de un magnate de los negocios por enamorar a una joven y bella mujer y los estragos provocados por una invasión extraterrestre del Londres victoriano enigmáticamente parecida a la descrita por Wells. Por si esto no fuera poco Palma utiliza en su “puesta en escena” narrativa ideas extraídas del cine de ciencia-ficción, entre las que son reconocibles trazos de La cosa (John Carpenter, 1982) o de La invasión de los ladrones de cuerpos (Don Siegel, 1956).

Félix J. Palma
Félix J. Palma

Con todos estos ingredientes el autor diseña una historia, o mejor dicho varias historias, en las que sobresale su creatividad a la hora de generar situaciones a lo que suma una gran capacidad para vertebrar las tramas y una formidable destreza literaria para jugar con el lenguaje y con el estilo que impregnan cada una de las páginas del libro. De esta forma lo que nos presenta Palma es una exquisitez literaria, no solo por las aventuras que se desarrollan en la novela, de descontado origen wellsiano e impregnadas de buena ciencia-ficción victoriana, sino también por el talento literario que muestra el autor en el desarrollo de la/s historia/s.

El resultado es un libro de aventuras fantásticas que no deja de sorprender en ningún momento y que nos lleva a revisitar escenarios de la literatura y el cine de ciencia-ficción por el que transitará el avezado lector siendo testigo de nuevas historias en las que la fantasía, la intriga y el humor están muy presentes.

Hace falta destacar, además, que en nuestro trayecto estaremos guiados por la mano del propio autor, que emerge constantemente y a su antojo de la trama no solo para informarnos de hacia dónde se dirige el relato, sino para jugar con los tiempos, los escenarios y las formas e incluso con el propio comportamientos del lector, convirtiendo en muchos casos el texto en una conversación entre lector y escritor.

Les puedo asegurar que hacía tiempo que no leía una novela tan singular y original, tanto en lo que respecta al género de la fantasía y la ciencia-ficción, como en lo relativo al uso de los recursos literarios con los que el autor juega como en un ejercicio de malabares para relatarnos un disfrute apto para todas las edades y gustos. Sin olvidar, claro está, el placer que supone re-introducirse en el mundo literario de H. G. Wells y que el propio escritor británico se convierta en uno de los personajes de la novela, una muestra más del genio literario de Palma y de su capacidad para re-crear y re-elaborar tramas dotándolas de una magnificencia que sin duda, está a la altura de los originales.

Comentado todo esto no me queda otra que urgir al lector de esta reseña (¡¡si, tú, el que estás leyendo estas líneas!!) a hacerse con un ejemplar de la novela; conseguir de la misma forma la primera entrega de la trilogía victoriana, El mapa del tiempo y que una vez leídas las dos novelas, en el orden que le venga en gana, refrene sus ansias de hacerse con la tercera parte, la cual aún no existe, y de cuya trama el autor ha avanzado que seguramente girará en torno a otra de las grandes novelas de Wells, El hombre invisible.

Les puedo asegurar que no será tiempo perdido!!

Título: El mapa del cielo
Autor: Félix J. Palma

Sello: Plaza & Janés
Fecha publicación: 02/2012
Precio: 21,90 €

Sello: Debolsillo
Fecha publicación: 02/2013
Precio: 9,95 €

Sello: Ebook Epub / Plaza & Janés
Fecha publicación: 02/2012
Precio: 6,99 €

Crítica literaria: El enano, de William C. Gordon, ed. DeBolsillo.

Martin A. La ReginaEl enano es un libro que, sin ninguna duda, destaca inicialmente por su portada, la cual llama nuestra atención visualmente mostrando a medias a un enano, presuntamente el personaje que da título a la novela, sentado en un sillón de piel que mira fijamente, casi desafiante, al futuro lector con la barbilla ligeramente apoyada sobre la mano derecha. Todo esto con un fondo cromático rojizo que sin duda prefigura el tono criminal y sexual de la trama de la novela.

El libro en cuestión es la tercera novela de William C. Gordon, y también la tercera entrega de las aventuras detectivescas de su personaje estrella, Samuel Hamilton, el joven y esmerado reportero especializado en la investigación de los casos más cruentos que acontecen en la ciudad de San Francisco. Si en la primera intriga investigada por Hamilton, y escrita por Gordon, el periodista tuvo que rastrear una red de tráfico de obras de arte chinas, y en la segunda se dedicaba a indagar sobre la muerte en extrañas circunstancias de un empresario armenio, en la tercera entrega Samuel investiga el extraño hallazgo de un pedazo de muslo humano en un cubo de la basura en el barrio de China Basin. Un descubrimiento que llevará a Hamilton a internarse en Mission, el barrio hispano de la ciudad y en los ambientes sexuales más sórdidos de San Francisco.

A ver, ¡centrémonos un poquito! Por si no lo he dicho antes, la novela está ambientada en el año 1963, por lo que el lector debe de hacer un esfuerzo mental inicial para situar la investigación cincuenta años en el pasado, cuando no existían las “infalibles” pruebas científicas actuales ni los cuerpos policiales al estilo CSI, o al menos no disponían de los ingentes medios científicos que nos muestran hoy en día en la televisión.

El argumento de la novela es, eso sí, bastante singular, ya que nos introducirá en el interior de la comunidad latina de San Francisco, de la que se aprovechan los personajes oscuros de la trama: el reverendo Dusty Schwartz, el enano del título, afectado por su condición física y que explota la crítica situación económica de sus adeptos para beneficiarse sexualmente de las acólitas más jóvenes y alcanzar algo de autoestima; y Dominique, una curandera que ejerció en el pasado como dominatrix sado-masoquista. Todo un contexto que se ensuciará aún más al mostrarnos los bajos fondos “sexuales” de la ciudad, entre ellos el ambiente gay de la época, recordemos que no del todo bien visto por las autoridades de aquel entonces, en el que presas y cazadores mezclan sus libidos para satisfacer sus más bajas pasiones.

William C. Gordon (c) Marcelo Lombardi
William C. Gordon

Gordon nos ofrece una trama policiaca que nos sumerge en el San Francisco de los años 60 y nos permite seguir las andanzas detectivescas de su personaje principal, Samuel Hamilton, y de su grupo de allegados y amigos que le ayudarán, cada uno a su forma, en su indagación. Entre ellos hallamos a Melba, la descubridora del cascajo humano, amiga y propietaria del local de copas Camelot, la base de operaciones del grupo investigador; el forense Barnaby McLeod, que le facilitará, algo a desgana, la información confidencial acerca del caso o Bruno Bernardi, el detective que compartirá las pesquisas con Samuel. Ambos tendrán que llevar adelante la investigación con la que resolver a quién pertenece el trozo de muslo humano encontrado en la basura por Melba y quien es el autor de una serie de asesinatos y desapariciones que parecen vinculadas al caso. Todo ello adornado por toda una serie de locales musicales y restaurantes de la época que los protagonistas irán visitando a lo largo de la novela y que recuerdan, por los nombres y las descripciones, los de aquellas películas musicales y de cine negro americanas de los años 40, 50 y 60.

Gordon, como dije, nos presenta una trama peculiar y sin grandes pretensiones, vinculada con la experiencia personal del autor, que representó entre los años 1965 y 2002 como abogado a los miembros de la comunidad hispana californiana, algo que queda patente en la novela.

El enano es, pues, una novela corta y de lectura rápida que no le creará excesivos problemas al lector, aunque su final no sea demasiado robusto y, me permito decir, demasiado relacionada con la trama principal de la novela. Pero bueno, la vida es así, y me imagino que la vida en San Francisco en la década de los años sesenta también debería serlo: un lugar en el que no acostumbraban a pasar grandes cosas y en el que un reverendo enano y una dominatrix reformada podían aprovecharse de los miembros de la comunidad, en este caso hispana, a cambio de un plato caliente. Bueno, eso al menos hasta que parte de un muslo humano apareciera, envuelto en la tela de una arpillera, con la inicial M, y de que su hallazgo fuera informado al protagonista de la novela, Samuel Hamilton.

Título: El enano
Autor: William C. Gordon
Sello: DEBOLSILLO
Colección: BEST SELLER
Fecha publicación: julio de 2012
Formato: bolsillo / 125 X 190 mm /
Nº de páginas: 288
ISBN: 9788499895970
Temática: Novela negra y de suspense
Precio: 8,95 €

Escrito por Jorge Pisa Sánchez

Crítica literaria: La chica mecánica. Paolo Bacigalupi, ed. DeBolsillo.

La chica mecánicaAlgo que siempre se ha dicho de la ciencia-ficción es que, aunque muchas veces està ambientada en el futuro, habla al lector de realidades y problemas muy actuales, y de todo ello La chica mecánica, de Paolo Bacigalupi, es un claro ejemplo. Aunque la acción de la novela está ambientada en la Tailandia del futuro azotada por una situación de crisis económica planetaria y desgarrada por los malsanos efectos de la biogenética, su trama nos habla del presente y de los retos a los que se enfrenta la humanidad globalizada en la actualidad. Y ahí, en el planteamiento de esa reflexión, reside gran parte del acierto de la novela.

El autor nos sitúa en un futuro no muy lejano, unos 50-100 años vista, en el que el mundo ha sufrido una gran crisis de recursos, industrial, económica y política. La época de la expansión y de la globalización comercial acabó cuando se agotó el petróleo. A lo que se suma las consecuencias del juego biogenético que, además de producir un gran número de nuevas especies vegetales y animales, ha generado la aparición de una gran diversidad de plagas y epidemias que han diezmado a la población mundial. Los regímenes de todo el planeta han quedado afectados ante la ofensiva del Occidente capitalista de mantener los mercados internacionales abiertos a su producción masiva pero de baja calidad, aunque esta situación ha generado conflictos generalizados en todo el planeta, grandes matanzas y la caída de muchos estados.

En el continente asiático uno de los pocos que se mantiene en pie es el reino de Tailandia, que ha cerrado sus fronteras al extranjero y ha establecido un régimen totalitario y paternalista, personificado en la figura de sus monarcas y defendido por el Ministerio de Medio Ambiente, cuya guardia pretoriana, los camisas blancas, ejercen un control férreo sobre todo lo que puede representar una amenaza para el país.

Con este trasfondo de crisis, más que factible en el futuro si el ser humano sigue comportándose como lo ha hecho hasta ahora, Bacigalupi nos narra diversas historias, todas ellas entrelazadas de alguna forma. Anderson, el que podríamos considerar el personaje principal de la novela, director de una empresa extranjera ubicada en la capital del reino, oculta una doble identidad. En realidad es un enviado de las potencias extranjeras con el objetivo de hallar el archivo de semillas que el gobierno tailandés ha conseguido mantener oculto, un seguro de existencia para el reino y un objetivo primario para las potencias extranjeras, las cuales se están recuperando de la crisis global y están iniciando una nueva etapa de expansión. Anderson tendrá, además, que localizar a un científico occidental tránsfuga que trabaja para el reino de Tailandia, y que ha sido el gran artífice de la resistencia biogenética tailandesa ante la crisis ecológica mundial.

paolobacigalupiauthorphoto300dpiEn su misión Anderson se topará con Emiko, la chica mecánica que da título a la novela, un neoser fabricado por la industria japonesa y atrapada en un país que la desprecia debido a su origen artificial. Emiko pretende huir de la situación de opresión social y sexual en la que vive, aunque su forma de moverse desacompasada y su sistema de refrigeración, pensado parea latitudes más frías, se lo impiden.

El tercer personaje “principal” es Hock Seng, un anciano de origen chino encargado de la fábrica que dirige Anderson, y que perdió familia y negocios con la llegada de la contracción. Seng sobrevive en un país que no es el suyo en el que los extranjeros son muy mal vistos, sobre todo los de origen chino, a los que se les llama despectivamente tarjetas amarillas.

El cuarto pilar de la novela lo constituye Jaidee Rojjanasuckchai, el Tigre de Bangkok, un camisa blanca, agente del Ministerio de Medio Ambiente y héroe nacional orgulloso de su labor de control y protección de la sociedad y consciente de que su trabajo mantiene a su país en pie ante las continuas presiones de las multinacionales extranjeras que pretenden apropiarse, aliadas con el Ministerio de Comercio, del “pastel” económico y biológico tailandés.

La chica mecánica nos habla de una crisis que bien podría ser actual o producirse en un futuro no muy lejano, y la trata como si hubiera sucedido en el pasado. Para ello Bacigalupi teje una frondosa y bella estructura narrativa y la ambienta en un lugar exótico, poco habitual, que yo conozca, en la historia de la ciencia-ficción occidental. La trama presupone un buen estudio por parte del autor de la realidad tailandesa, aunque evidentemente trasplantada al futuro, si bien es justamente este elemento el que hace que la lectura sea, en parte, confusa, pues la continua utilización de términos nativos y de tecnologías y realidades futuristas, dificulta la lectura del libro.

Además, el ritmo de la novela es algo lento. Nos presenta una situación a la que le cuesta demasiado avanzar y no será hasta las últimas páginas en las que la acción se potenciará. En lo que sí que acierta Bacigalupi es en la construcción del mundo futurista que nos describe y que materializa muchos de los miedos y desafíos que nos atenazan hoy en día, como el cambio climático; los efectos de la más que posible (y a veces deseable) crisis del sistema capitalista basado en el consumo del petróleo; la oscura actuación de los poderes económicos, financieros e industriales y su malévola influencia sobre los gobiernos y las sociedades en la actualidad y, muy previsiblemente, en el futuro; o los riesgos que supone la experimentación genética. Un contexto que nos hace recordar los futuros distópicos creados por Huxley, Orwell o Bradbury.

Personalmente creo que la voluntad del autor es proponernos el anticipo de un posible futuro para hacernos reflexionar sobre nuestro propio presente y sobre el rumbo que este puede tomar, cumpliendo, en definitiva, una de las grandes funciones de la ciencia-ficción, aunque el intento falle en parte en la composición y en el ritmo de la novela.

La chica mecánica no nos descubre demasiadas novedades, no nos presenta grandes personajes ni grandes hazañas. Lo que sí que hace es relatarnos una aventura distópica que podríamos considerar coherente en relación a nuestro presente. Bacigalupi nos presenta un futuro devastado y devastador en el cual parece que los errores ya cometidos vuelven a cometerse, aunque ello signifique el hambre y la muerte de gran parte la población planetaria a cambio, eso sí, de grandes beneficios monopolísticos para las empresas privadas y sus files aliados financieros. ¿Les suena esto de algo?

La propuesta de Bacigalupi hubiera podido mejorar con un mayor ritmo y acción y con una historia más seductora y accesible. Si bien nos propone un escenario de futuro cada vez más factible, alarmante y familiar, lo que permite al lector un análisis más personal de la novela. Algo mucho más que valioso en la espesura de las novedades editoriales que nos acecha, hoy en día, en los estantes de las librerías.

Título: La chica mecánica
Autor: Paolo Bacigalupi
Precio:
Bolsillo: 9,95 €
Epub: 6,99 €
Tapa dura con sobrecubierta (Plaza & Janés): 21,90 €
Sello: Debolsillo
Colección: Best Seller
Fecha publicación: (Debolsillo) junio 2012
Formato: Bosilllo / 125 X 190 mm
Páginas: 544
ISBN: 9788499895284
Temática: Ciencia-ficción

Escrito por Jorge Pisa Sánchez

Crítica (cómic y película): Una bala en la cabeza, de Walter Hill.

una bala en la cabeza portadaUna bala en la cabeza. El cómic.

Empezamos por los peces pequeños. Agitamos el agua del acuario hasta que los peces gordos se pongan a hacer tonterías. Nosotros nos quedamos en el borde y golpeamos la cabeza de los que salgan a respirar”. Jimmy

Louis y Jimmy son dos sicarios que han recibido la orden de asesinar al senador Sterling. Los métodos de los dos matones son bastante expeditivos y se llevan por delante a una menor que estaba en la cama con el senador en ese momento.
Dos policías Perry y Carlisle investigaran el caso con el estupor de ver como las altas esferas tapan lo que pasó en realidad con Sterling. Se están metiendo en una senda peligrosa que desembocará en una extraña unión con ansias de venganza“.

El cómic Una bala en la cabeza se publicó con éxito en Bélgica y Francia en tres álbumes hace unos 9 años. En España pasó sin pena ni gloria en el año 2012 en el formato “De Bolsillo” de Mondadori. Eso sí, a un precio muy asequible de 12,95 euros que incluía 172 páginas a color.

una-bala-en-la-cabezaAlexis Nolent, que firma la novela gráfica como Matz, es el guionista de este duro thriller policiaco que se desarrolla con mucha acción y bastante mala leche. Un Pulp Fiction en cómic porque Una bala en la cabeza es como sumergirte en la película de Tarantino en la que se suceden diálogos chocantes y divertidos salpicados con estallidos de violencia. El protagonismo recae a lo largo las páginas del comic en varios personajes que tienen su peso a medida que avanza la trama.

El guionista ya había narrado la vida normal de un sicario en su anterior obra El Asesino. Hay momentos en que el argumento resulta confuso, pero sigues leyendo el cómic porque te enganchan sus conversaciones “trascendentales”. Además no deja de ser una historia policial de personajes muy opuestos pero obligados por las circunstancias a trabajar juntos, algo que ya funcionaba en el cine de los ochenta y que, por lo visto, mantiene su vigencia en la actualidad.

El dibujo de Colin Wilson sin ser muy vistoso te sumerge en los largos diálogos sin cansar, debido a la variedad de planos (aunque predomina el primer plano), enfoques y tamaño de viñetas. Y aunque no haya muchos paisajes se vislumbra que la trama se desarrolla en Nueva York y alrededores. Las escenas de acción están, además, muy bien resueltas. Aunque este cómic no es una obra de referencia como 100 Balas de Brian Azzarello y Eduardo Risso tiene ritmo y se lee de un tirón.

Si te gustan los cómics policíacos con violencia, traiciones, emboscadas, y extrañas conversaciones ahora tendrás una nueva oportunidad de leerlo, porque con el estreno de la película basada en el cómic dirigida por Walter Hill e interpretada por Sylvester Stallone es posible que se vuelva a reeditar. A destacar ese epílogo final a lo 800 balas (Alex de la Iglesia, 2002) que desgraciadamente en la versión cinematográfica ha quedado descartado.

UNA BALA EN LA CABEZA.
Título original: Du plomb dans la tête.
Nacionalidad: Francia.
Guión: Alexis Nolent (Matz).
Dibujo: Colin Wilson.
Color: Chris Blythe.
Edición: 176 págs, color. DeBolsillo, abril 2012.
Precio: 12,95 €.
Traducción: Rosa Alapont Calderaro.
Temática: policiaco / género negro.

Una bala en la cabeza. La película.

una-bala-en-la-cabeza-carteJimmy Bobo (Sylvester Stallone) y Louis (Jon Seda) son dos asesinos a sueldo. Su última misión con éxito ha sido eliminar a un policía corrupto, pero alguien ha ordenado deshacerse de ambos. La máquina de matar Keegan (Jason Momoa) cumplirá la mitad del encargo, dejando a un Jimmy lleno de ira. El policía Taylor Kwon (Sung Kang) investiga el caso y no tendrá más remedio que colaborar con Jimmy.

El director de la película es Walter Hill un veterano del género de acción que cuenta en su filmografía con algunos títulos tan conocidos y dispares como El luchador (1975) con el inefable Charles Bronson; Forajidos de Leyenda (1980); Límite: 48 horas, precursora del género de policías muy diferentes obligados a trabajar juntos; Calles de Fuego (1984) que sin estar basada en un cómic lo parecía; Danko: Calor Rojo (1988) con Arnold Schwarzenegger, el otro action hero por excelencia; Jerónimo, la leyenda (1993); El último hombre (1996) con Bruce Willis e Invicto (2002), la que hasta ahora era su última película para el cine con otro duro del género como Wesley Snipes. Hay que añadir que Una bala en la cabeza está producida por Joel Silver, otra garantía de éxito y buen hacer. Aunque el resultado no ha sido exactamente el esperado.

una_bala_en_la_cabeza10Una bala en la cabeza es una buddy movie en toda regla, solo que esta vez los protagonistas no son la clásica pareja de policías, sino un policía y un asesino a sueldo. Más opuestos imposible. Un thriller con crímenes, ajustes de cuentas, investigaciones, traiciones y algunos toques de humor que surgen de la tensa relación que se genera entre los dos personajes principales.

Stallone ya había interpretado el papel de asesino anteriormente en el film Asesinos (Richard Donner, 1985)  y ha querido repetir la experiencia. Un asesino, sí, pero con sus códigos: no mata ni a niños, ni a mujeres, ni a quien no se lo merezca. El actor, serio y rígido en su papel, no está mal, el problema es que es Stallone y hace de Stallone. Será un indudable reclamo para el film, pero obliga a su personaje a alzarse como el protagonista de la película, haciendo desparecer, en gran medida, el peso de los demás.

El choque entre los caracteres y las formas de actuar del policía (Taylor Kwon) y el asesino (Jimmy Bobo) está bien conseguido. Además Jimmy es un dinosaurio que no entiende de las nuevas tecnologías con lo que la diferencia entre sus métodos expeditivos y los de Kwon es todavía mayor. Si a esto le sumas que este último es de origen asiático ya tienes más chistes provocados por el choque cultural entre los personajes. Son “la extraña pareja”.

una_bala_en_la_cabeza21A Jason Momoa esta vez le viene que ni pintado el papel de malvado matón y no como el de la fallida nueva versión de Conan (Marcus Nispel, 2011). Otros secundarios como Christian Slater aportan colorido a la película. Sarah Shahi es “la chica” en un papel que al principio parece diferente pero que desembocará en lo rutinario en este tipo de películas.

El film contiene duras peleas con ostias que suenan como panes, y mucha testosterona. Empieza bien pero se va resolviendo como se esperaría en una película ochentera del género. Todo a la vieja usanza, sin grandes presupuestos, con pocas escenas espectaculares, ni apenas efectos especiales. Una película entretenida pero simple y previsible que solo pretende eso.

Todo esto, claro, si no te has leído la fuente original, el cómic. Entonces la cosa cambia. No entiendo como teniendo un material tan apetecible e interesante lo han desechado en su mayoría dejando una película descafeinada y muy simplista. La trama policial del cómic no es tan sencilla como la mostrada en la película, en la que también intervienen dos periodistas que siguen el caso a través de Perry, el agente compañero de Kwon, que investiga el caso con él y que corre la misma suerte que el compañero de Jimmy. Esto refuerza y hace creíble que el policía quiera ir a toda costa a por los culpables aunque para ello tenga que trabajar codo a codo con un asesino a sueldo.

una_bala_en_la_cabeza11Lo peor es que han desaparecido todos los diálogos intrascendentes que eran el alma y lo mejor del cómic. Jimmy y Louis daban a la historia un toque muy a lo Tarantino con sus diálogos, pensamientos y accidentales actuaciones y la cosa funcionaba con un alto componente de humor negro. No esperéis encontrar zapatos de dos mil dólares, ni a tipos de mujer favoritas como Kim Bassinger, ni peces pequeños, ni grandes. Solo unos pocos de los diálogos mantenidos entre policía y asesino se acercan al estilo del cómic. Además al estar el personaje de Jimmy interpretado por Stallone se ha suavizado su carácter, dándole un toque de “soy el malo pero no tanto”. Solo basta ver los primeros 20 minutos de la película para ver que, por desgracia, es una adaptación pobre del cómic. Al final Una bala en la cabeza acaba siendo una película convencional de este género.

Título original: Bullet to the Head
Título español: Una bala en la cabeza
Año: 2013
Duración: 91 min.
País: Estados Unidos
Director: Walter Hill
Reparto: Sylvester Stallone, Jason Momoa, Christian Slater, Sarah Shahi, Adewale Akinnuoye-Agbaje, Sung Kang, Marcus Lyle Brown, Jon Seda y Brian Van Holt
Guión: Alessandro Camon (Novelas gráficas: Alexis Nolent)
Música: Steve Mazzaro
Fotografía: Lloyd Ahern II
Productora: Warner Bros Pictures / Dark Castle Entertainment / IM Global / After Dark Films
Género: Acción, Thriller, Policiaco

Escrito por Taradete

Novedades editoriales: Duelo en Chinatown y El enano, de William C. Gordon, ed. Debolsillo

La editorial Debolsillo publica dos de las obras de William C. Gordon, el autor que se ha convertido en un referente del género policiaco actual. Dos novelas de corte clásico ambientadas en la ciudad de san Francisco que nos presentan al aspirante a periodista e investigador Samuel Hilton.

Duelo en Chinatown.

Tráfico de arte, altos ejecutivos, homicidios y femmes fatales transitan por las páginas de esta novela ambientada en uno de los barrios más seductores y misteriosos de San Francisco.

Cuando un presunto millonario aparece muerto en San Francisco, Samuel Hamilton, vendedor de anuncios en un periódico local y aspirante a reportero, decide investigar por su cuenta. Aparentemente, el hombre ha sido atropellado por un autobús, pero algo no encaja en la versión oficial de los hechos. Con la ayuda de su amiga Melba, Samuel comenzará a desentrañar una trama que lo llevará a una tienda en Chinatown donde el señor Song guarda el dinero y los documentos importantes de muchos de sus vecinos en vasijas de porcelana.

Título: Duelo en China Town
Autor: William C. Gordon
Sello: DEBOLSILLO
Colección: BEST SELLER
Fecha publicación: julio de 2012
Formato: bolsillo / 125 x 190 mm
Nº de páginas: 256
ISBN: 9788499895963
Temática: Novela
Rango edad: Adultos
Precio: 8,95 €

———————————————————————————————————-

El enano.

Con una prosa tan realista como evocadora, Gordon nos ofrece un absorbente relato de intriga y suspense ambientado en las entrañas de las comunidades beatnik y gay del San Francisco de los años 60.

En la Bahía de San Francisco, el perro de Melba, ha encontrado un pedazo de muslo humano envuelto en un costal con la letra M inscrita en él. Con la ayuda del inspector Bernardi, Hamilton relaciona el hallazgo con la desaparición de un muchacho de origen mexicano. En el proceso de encontrar un sentido al misterio, Hamilton se topa con un personaje despreciable y patético, el enano pervertido Dusty Schwartz, y con su socia dominatrix, quienes predican en una secta. Sin embargo, no son los únicos sospechosos. Hay una caterva de abogados, burócratas y policías que podrían encajar perfectamente en el perfil del asesino

Título: El enano
Autor: William C. Gordon
Sello: DEBOLSILLO
Colección: BEST SELLER
Fecha publicación: julio de 2012
Formato: bolsillo / 125 X 190 mm /
Nº de páginas: 288
ISBN: 9788499895970
Temática: Novela negra y de suspense
Precio: 8,95 €

Crítica literaria: El accidente, Linwood Barclay, ed. Debolsillo.

No descubro ningún gran secreto si comento, al iniciar esta reseña, que el género de la novela negra, en cualquiera de sus cuantiosas vertientes, está viviendo, desde hace bastante tiempo, un boom histórico en cuanto a publicaciones, que ha convertido a este tipo de libros en los campeones de las listas de venta, ya sea a nivel nacional o internacional. La publicación de novelas de tintura negra es tal que no creo que ningún fan obsesionado y fascinado a la vez con el género, pueda estar al día de todas las novedades al respecto.

Si bien gracias a los autores norte-americanos (y para ser más concreto, los estadounidenses), junto con sus compañeros europeos (últimamente destacan sobre todo por un gran dinamismo los escritores escandinavos con nombres altamente impronunciables), el género se ha ido imponiendo en muchas de las maquinarias editoriales del mundo, las cuales, como no, han seguido el aroma dulzón del beneficio y se han aprovechado del filón que significa, hoy por hoy, el thriller policiaco.

De esta forma Ediciones Debolsillo presentaba, a principios de febrero de este año, la última novela de Linwood Barclay, titulada El accidente, que se convierte en el segundo título que publica este sello del autor estadounidense residente en Canada.

La novela, con tonos de thriller “cotidiano”, nos sitúa en uno de los ambientes más asfixiantes que cualquiera de nosotros pueda imaginar: el reverso maléfico de cualquier comunidad, en la que se hayan familiares, amigos, compañeros de trabajo y vecinos. La acción de El accidente se origina tras tres muertes en un sótano clandestino de venta de bolsos falsos en Nueva York y un accidente mortal en Milford, una tranquila vecindad estadounidense, en el que muere Sheila, la joven mujer de Glen Garber, en lo que parece ser un descuido al volante cometido al conducir en estado ebrio y que ha comportado la muerte de otras dos personas.

Tras este lamentable suceso la vida de Glenn no hará más que complicarse, no solo por tener que hacer frente en solitario a sus obligaciones familiares en relación a su hija Kelly de ocho años, sino porque su pequeña empresa familiar de construcción está pasando una muy mala racha y porque parece que toda su vida se está haciendo, poco a poco, añicos. Glenn comenzará a sospechar, además, que algo misterioso envuelve la extraña muerte de su mujer, y las subsiguientes muertes que se producirán en la vecindad. Desconcertado por ello y estimulado por la visita de un investigador privado que indaga sobre un caso de marcas falsificadas, Glenn intentará ponerlo todo en su sitio y descubrir que existe detrás de la “accidental” muerte de su esposa. Pero no lo tendrá demasiado fácil.

Linwood Barclay

La novela de Linwood Barclay nos presenta un panorama casi terrorífico, con unos tintes de cotidianidad que lo hacen angustioso. A medida que Glen Garber vaya reuniendo los datos y los indicios existentes a su alrededor, irá componiendo un puzle de intereses económicos, extorsiones mafiosas, mercado ilegal de marcas y productos e incluso de prostitución vecinal que llegará a unas cotas insospechadas. Tanto, incluso, que la parte final del libro adolecerá, en parte, de cierto grado de exceso (parecería que cualquiera de nuestros vecinos estuviese dispuesto a matar o a ganar dinero jugando con la seguridad y la vida de los demás), vamos, al menos eso es lo que piensa alguien acostumbrado a vivir en un barrio tranquilo y familiar, y a veces algo aburrido, de la ciudad de Barcelona.

Aún así, El accidente se convierte en un testimonio de ficción de las perniciosas consecuencias que la crisis económica mundial puede provocar en un barrio o localidad cualquiera, y de los secretos que pueden esconder nuestros agradables vecinos. La historia posee una alta dosis de ritmo narrativo, que acompaña el gradual descubrimiento por parte del protagonista de la realidad y de las causas que han llevado a la muerte de su mujer. Todo ello desde el punto de vista de una persona normal, de un padre de familia, de alguien como nosotros, un personaje muy alejado de la investigación profesional o de los cuerpos oficiales de policía.

A nivel de personajes Linwood nos presenta una argumento en el que destacan los blancos y negros, perdón, un personaje blanco y su opuesto negro (y no me refiero al color de sus pieles respectivas, sino al de su enfrentamiento ético y personal), entre los cuales existen toda una gama de grises que luchan por sobrevivir en un momento complicado para la mayoría de las economías familiares americanas. Dos personajes en algunos momentos llevados, también, algo al exceso, por un lado y por el otro, lo que hace que el realismo de la novela quede, a veces, empañado.

A pesar de ello nos encontramos con una historia original que engancha al lector, que aunque acompaña al personaje principal a través de sus pesquisas vecinales, no descubrirá hasta el “final final”, que es lo que hay verdaderamente detrás de la muerte de su mujer. Aunque hay cosas que, seguro, vale la pena no saber…

Un thriller cotidiano y vecinal que hará, seguro, las delicias de todos aquellos que disfruten adelantándose a los descubrimientos y a los avances de cualquier investigación “policial” literaria, aunque en esta ocasión, dudo que les sea posible… Están dispuestos para el reto??


Título:
El accidente
Autor: Linwood Barclay
Editorial: DEBOLSILLO
Colección: Best Seller
Nº de páginas: 448 págs.
Encuadernación: Tapa blanda bolsillo
Formato: 125.0×29.0x190.0cm.
ISBN: 9788499890432
Año edición: 2012
Precio: 9,95 €
Ebook: 6,99

Escrito por: Jorge Pisa Sánchez

Novedad editorial: Cargarás con la culpa, de Olle Lönnaeus, ed. Debolsillo.

Os presentamos la novedad negra y de suspense que el sello Debolsillo ha sacado este mismo mes de mayo al mercado, Cargarás con al culpa, un “thriller social” de la mano del periodista y escritor sueco Olle Lönnaeus.

Konrad Jonsson, un periodista alcohólico y solitario, no tuvo una infancia feliz en Suecia: de origen polaco, sufrió las vejaciones de los otros niños y nunca recibió verdadero afecto de sus padres adoptivos. Cuando, poco después de ganar un gran premio en la lotería, éstos, mueren asesinados, Konrad regresará al pueblo donde se crió para descubrir, atónito, que es el principal sospechoso del crimen. Para demostrar su inocencia, tendrá que escarbar en su turbio pasado familiar.

En su primera novela, Lönnaeus construye un apasionante thriller, con grandes dosis de humor negro, en el que explora el lado oscuro de una sociedad sueca que no ha conseguido deshacerse de su pasado filo-nazi.

Multipremiada y con un gran éxito de ventas en toda Europa, Cargarás con la culpa es un incisivo ejercicio de autocrítica que combina magistralmente la memoria histórica con los elementos literarios más modernos.

Olle Lönnaeus (1957) trabajó durante veinte años como periodista en la prensa sueca, escribiendo acerca de la política de su país, europea y de Oriente Próximo. Ha obtenido diversos premios en reconocimiento a sus reportajes de investigación y a su periodismo narrativo. Ha sido galardonado en tres ocasiones con el premio sueco Guldspaden y ha sido nominado en una ocasión para el Stora Journalistpriset. Entre sus trabajos destacan sus investigaciones sobre el tráfico de personas, la explotación laboral de inmigrantes y el extremismo, tanto de izquierdas y derechas como de diversos grupos religiosos, así como sus reportajes escritos en Irán, Libia, Israel, Palestina y otros países del Oriente Próximo. Su primera novela, Cargarás con la culpa, ha ganado el Premio a la Mejor Primera Novela de la Swedish Crime Writer’s Academy.

Título: Cargarás con la culpa
Autor: Olle Lönnaeus
Editorial: Debolsillo
Colección: Best Seller
Fecha publicación: Mayo de 2012
Precio: 9,95 €
Epub: 6,99 €
Formato: tapa blanda / 125 X 190 mm
Nº de páginas: 416
Temática: Novela negra y de suspense