Archivo de la etiqueta: Kate Winslet

Crítica cinematográfica: Wonder Wheel, de Woody Allen

A sus ochenta y dos años recién cumplidos, Woody Allen sigue en buena forma y mantiene la cita anual con sus seguidores con el estreno de Wonder Wheel, un espléndido drama con toques de tragedia griega ambientado en Coney Island durante los primeros años cincuenta, un film que sigue la línea establecida en 2013 con Blue Jasmine y que, como aquella, a buen seguro reportará enormes alegrías a su protagonista, una Kate Winslet sensacional, capaz de defender un personaje (Ginny) emocionalmente inestable y que sostiene la película con su presencia en la mayoría de las escenas.

A punto de cumplir los cuarenta, Ginny comprueba que su vida nada tiene que ver con aquello que había soñado en su juventud: fracasó en su intento de ser actriz, su primer matrimonio no funcionó, encontró refugio en otro hombre desdichado (Humpty, responsable de los caballitos del parque), pero tampoco él supo hacerla feliz; además, es incapaz de controlar las tendencias pirómanas de su hijo. En ese momento de máxima frustración vital aparece en su camino Mickey (narrador de esta historia), un socorrista aspirante a escritor que se convertirá en el hombre que tanto anhelaba. Sin embargo, la llegada de su hijastra (Carolina), perseguida por la mafia, pondrá en riesgo ese momentáneo oasis de felicidad.

Justin Timberlake y Kate Winslet, en una imagen de la película.
Justin Timberlake y Kate Winslet, en una imagen de la película.

Wonder Wheel es el desolador retrato de una mujer compleja, voluble, protagonista de una historia de pasión, de celos, de arrebatos que implican consecuencias imprevistas, un personaje que Winslet (capaz de eclipsar a sus compañeros de reparto) hace brillar, con dos soliloquios impresionantes ante su amante (el primero, cuando le confiesa su pasado, y, el segundo, en la conversación final entre ambos); su contrapunto es Carolina, a quien Juno Temple dota de una especial dulzura e inocencia desde el primer instante en que aparece en pantalla (rímel corrido y con la famosa noria a su espalda). Por su parte, James Belushi defiende con acierto a Humpty, mientras que Justin Timberlake es el seductor aspirante a escritor (Mickey) que interpela al espectador desde su puesto de vigilancia en la playa.

Allen presenta una visión pesimista y oscura de la vida, utiliza un entorno en apariencia idílico (el parque de atracciones de Coney Island) para esbozar un drama desprovisto de cualquier indicio de sentido del humor (tan solo el niño pirómano funciona como gag recurrente), con guiños cómplices a las piezas de Tennessee Williams y al cine de la época (Winchester 73), y en el que destaca el enorme trabajo de Vittorio Storaro para iluminar ese parque de atracciones de aire crepuscular.

Así, un año más Woody Allen firma una nueva película (¡y ya van cuarenta y siete!). Y un año más, surgirá la misma pregunta: ¿Está al nivel de sus mejores films? Esta es, sin duda, una cuestión difícil de responder si tenemos en cuenta que entre sus cintas más clásicas hay indiscutibles obras maestras. Sea como sea, lo que sí es cierto es que Wonder Wheel no desentonará entre los títulos más recordados del cineasta neoyorquino.

Título: Wonder Wheel
Dirección: Woody Allen
Intérpretes: Kate Winslet, Justin Timberlake, Juno Temple, James Belushi, Max Casella, Marko Caka, Jack Gore
País: USA
Duración: 101 minutos
Género: Drama
Guión: Woody Allen
Fotografía: Vittorio Storaro

____________________
Escrito por: Robert Martínez

Anuncios

Crítica cinematográfica: Un dios salvaje, de Roman Polanski

 

Un simple conflicto entre dos muchachos de Nueva York es el punto de partida de Un dios salvaje, la última película dirigida por Roman Polanski, una sátira sobre la hipocresía imperante entre la clase media (o media-alta) norteamericana que bien podría extenderse al resto de países occidentales.

Polanski presenta un film rodado con sencillez aparente, cuatro únicos personajes (los padres de los niños) encerrados en un piso para discutir cómo solucionar el conflicto entre sus hijos, una riña en la que el pequeño Lonstreet ha perdido dos dientes. Penelope y Michael Lonstreet deciden invitar a los Cowan para pactar qué castigo merece el agresor, y lo que empieza como una reunión afable y conciliadora en la que imperan la amabilidad y los buenos modales, poco a poco se transforma en una situación descontrolada, todos quieren imponer su punto de vista, poseedores de la verdad absoluta, y así, encerrados en un piso del que parece imposible escapar, comienza una acalorada discusión difícil de resolver.

Un dios salvaje es la adaptación cinematográfica de God of Carnage, la obra teatral de Yasmina Reza, y eso se nota en el film, ya que huye de las escenas en exteriores (solo las del principio y el final, rodadas en un parque neoyorkino) para centrar la acción en un único espacio: el salón de los Lonstreet, con apenas un par de fugas al baño o la cocina del apartamento, en el que esos cuatro personajes pretenden solventar la disputa infantil.

Sin embargo rodar en ese escenario claustrofóbico no afecta al buen ritmo de la historia ni es un problema para Polanski, ya que consigue captar la atención del espectador gracias a un brillante guión, un elaborado argumento que parte de la pelea entre los niños, pero que toma un cariz más violento a medida que los personajes abordan otros temas, como los buenos modales en la sociedad actual, la educación infantil, la solidaridad, la vida en pareja, … Esta cordialidad inicial entre los personajes deja paso a una cruenta lucha entre ellos: primero a dos bandos (Lonstreet contra Cowan), más tarde se producen alianzas inesperadas (hombres contra mujeres) para, finalmente, iniciar una descarnada guerra de todos contra todos, con diálogos encadenados de tal forma que generan un caos descontrolado y, en ocasiones, difícil de seguir para el espectador, réplicas crueles intercaladas con instantes divertidos que arrancan sonoras carcajadas del público sin que la tensión pueda afectarles.

Tan solo cuatro personajes aparecen en la película, interpretados por prestigiosos actores que realizan un trabajo extraordinario. El papel del cínico Allen Cowan recae en Christoph Waltz, un abogado impertinente y sin escrúpulos que vive permanentemente enganchado a su teléfono móvil, y que mantiene una postura despreocupada sobre la agresión. Kate Winslet es Nancy Cowan, una mujer sofisticada y en apariencia tolerante que, poco a poco, destapa su lado más despiadado gracias al alcohol. Jodie Foster interpreta a Penelope Longstreet, quien muestra una actitud de superioridad moral respecto a sus invitados. Finalmente encontramos a John C. Reilly como Michael Longstreet, probablemente el gran descubrimiento de este film, un hombre humilde con ganas de agradar a sus invitados en todo momento.

Un dios salvaje es una de las opciones cinematográficas más interesantes de estos días, su excelente guión y las magníficas interpretaciones de los cuatro actores la avalan, una película que demuestra cómo un grupo de adultos pueden comportarse de un modo más infantil que el de sus propios hijos.

Título: Un dios salvaje
Director: Roman Polanski
Intérpretes: Kate Winslet, Christoph Waltz, Jodie Foster, John C. Reilly
País: Alemania, Francia, Polonia
Año: 2011
Duración: 80 minutos

____________________
Escrito por: Robert Martínez Colomé

Estreno cinematográfico: Un dios salvaje, de Roman Polanski

El próximo 18 de noviembre se estrena en las pantallas de nuestro país Un dios salvaje, la adaptación cinematográfica del éxito teatral de Yasmina Reza God of Carnage, una película, ovacionada en el pasado Festival de Venecia, que lleva el particular sello de Roman Polanski y que tiene como protagonistas a Kate Winslet, Christoph Waltz, Jodie Foster y John C. Reilly.

Fotograma de la película

En un parque de Nueva York, una trivial pelea entre dos niños de 11 años termina con uno de ellos seriamente golpeado. Tras el suceso, y con la intención de resolver la situación, los padres de la víctima, Penelope y Michael, deciden invitar a los padres del otro chico, Nancy y Allen, a su apartamento para charlar de forma cordial y quitar hierro al asunto. Sin embargo, lo que empieza siendo un encuentro amable deja de serlo a medida que los padres van revelando sus contradicciones más básicas, convirtiendo la situación en un descarnado juicio final ante “un dios salvaje”.

Dirigida por Roman Polanski (El escritor), Un dios salvaje es una farsa sobre las contradicciones y los prejuicios de cuatro padres de clase media norteamericana (a pesar de rodarse en Europa el director nos hace creer que estamos en Nueva York gracias a los efectos digitales que muestran Brooklyn a través de las ventanas), cuatro personajes que interpretan actores de reconocido talento como Kate Winslet (El lector), Christoph Waltz (Malditos bastardos), Jodie Foster (El castor) y John C. Reilly (Cyrus).

Un dios salvaje se estrenará en nuestros cines el 18 de noviembre de 2011.

Título: Un dios salvaje
Título original: Carnage
Género: Comedia dramática
Nacionalidad: Alemania, Francia, Polonia
Año: 2011
Director: Roman Polanski
Guión: Roman Polanski, Yasmina Reza
Intérpretes: Kate Winslet, Christoph Waltz, Jodie Foster, John C. Reilly

Estreno cinematográfico: Contagio, de Steven Soderbergh

El próximo 14 de octubre se estrena en las pantallas de nuestro país Contagio, la última película dirigida por Steven Soderbergh cuyo argumento –protagonizado por un virus de veloz contagio– no es apto para espectadores hipocondríacos, una historia que tiene en su reparto nombres tan conocidos como Matt Damon, Kate Winslet y Jude Law.

Fotograma de la película

La población mundial se encuentra en peligro. Un virus mortal se está propagando rápidamente debido a la facilidad con la que se transmite: por el aire, y provoca la muerte del afectado en apenas unos días. Para hacer frente a esta pandemia, la comunidad científica debe iniciar una lucha contrarreloj para, así, encontrar un remedio que solucione el problema y logre controlar el pánico que, poco a poco, va dominando a la población, cuya estremecedora lucha por la supervivencia se prevé ardua en una sociedad que se desmorona.

Posiblemente Contagio sea una de las últimas ocasiones de ver un film dirigido por Steven Soderbergh (Traffic, Ocean’s Eleven), cuya intención es la de dedicarse próximamente a la pintura para probar suerte en otra disciplina artística; así, para este film el director estadounidense ha elegido un magnífico elenco, con nombres de larga trayectoria cinematográfica como Matt Damon (Invictus), Kate Winslet (Revolutionary Road), Jude Law (Sherlock Holmes), Gwyneth Paltrow (Iron Man), Marion Cotillard (Midnight in Paris) y Laurence Fishburne (The Matrix).

Contagio se estrenará en nuestros cines el 14 de octubre de 2011.

Título: Contagio
Título original: Contagion
Género: Ciencia Ficción, Thriller Acción
Nacionalidad: USA
Año: 2011
Director: Steven Soderbergh
Guión: Scott Z. Burns
Intérpretes: Matt Damon, Kate Winslet, Jude Law, Gwyneth Paltrow, Marion Cotillard, Laurence Fishburne, Bryan Cranston, Elliott Gould