Crítica literaria: La leyenda del ladrón, de Juan Gómez-Jurado, ed. Planeta.

la-leyenda-del-ladron_9788408004998Hablar de Gómez-Jurado es, seguramente, hablar de éxito en el mundo de la literatura. El escritor es un autor mediático y de éxito, traducido a un gran número de lenguas y que además sabe escoger y dar forma a sus proyectos de manera inteligente, documentada y seductora. Su última propuesta, La leyenda del ladrón, publicada por editorial Planeta, es una novela histórica que transcurre en la Sevilla de finales de siglo XVI, no olvidemos, la sede del monopolio comercial castellano-americano, seguramente el primero de carácter mundial y un emplazamiento algo más refrescante y original que los habitualmente utilizados para situar las tramas históricas ambientadas en esta época.

La obra de Gómez-Jurado nos traslada a la Sevilla de los truhanes, de los pícaros, de los ladrones y de la miseria. Poco o nada se interesa por los personajes de alto copete, tan solo como referente contextual, y nos presenta una aventura, o unas aventuras, vividas por Sancho de Écija, joven que rescatado de la muerte gracias a la compasión de un oficial de la Corona, es llevado al orfanato de la ciudad de Sevilla, lugar donde pronto será consciente del ominoso futuro que la vida le ha reservado. Su partida del orfanato abrirá la puerta a Sancho a la clandestinidad y la prisión. Tras cumplir parte de su condena en galeras, Sancho llevará a la práctica la venganza contra aquellos que truncaron sus esperanzas y que le llevará a regresar a Sevilla y forjar una leyenda en la ciudad, la leyenda del ladrón.

Gómez-Jurado nos presenta una novela cotidiana respecto al argumento y a los personajes, que huye de ambientes palaciegos y aristocráticos. Su trama nos llevará por las calles y los barrios más populares de la Sevilla del momento, en donde transcurre la vida de ladrones, asesinos, prostitutas y delincuentes del tres al cuarto. Es así, que el ambiente del libro es las más de las veces sucio y de olor grueso. Por lo que respecta a su escritura el libro muestra una excelente redacción, un sello propio de Gómez-Jurado, que nos permite trasladarnos fácilmente a la época y al lugar, tanto por el acertado uso de arcaísmos castellanos como por lo natural de su desarrollo.

2Copy-Ricardo-Martin-203412_LTambién se deduce de la lectura un profundo trabajo de documentación, ya que algunas de sus escenas son de un efectivo realismo. Un ejemplo de ello son las páginas que nos relatan la estancia de Sancho en galeras, tremebundas e impactantes y que superan, sin duda, en su vívida descripción a la mítica escena de galeras reproducida en el inigualable peplum cinematográfico que fue Ben-Hur (William Wyler, 1959), que aunque ambientada en época romana y rodada con una imagen mucho más pulcra y delicada, es el referente que todos poseemos, al menos aquellos con una cierta edad y apasionados por el cine, de lo que podría ser una condena en galeras.

Por lo que respecta al argumento podemos clasificar el libro más que como una novela histórica, que también, como un libro de aventuras sobre un lienzo histórico, esto es, en ella no seremos testigos de las acciones de los grandes personajes o acontecimientos del momento, sino que seguiremos las andanzas y la posterior venganza llevada a cabo por su protagonista principal, como no enmarañada con una historia de amor entre Sancho y Clara, la hija de una de las esclavas del rico y pérfido comerciante Francisco de Vargas, y la que podríamos considerar la protagonista de una segunda línea argumental que convergerá con la primera a lo largo del desarrollo de la historia.

Una trama, por cierto, muy bien modulada en capítulos o secciones que estructuran acertadamente el avance de la novela, que podríamos considerar también de espadachines, y que nos recuerda, en parte, la saga literaria protagonizada por el capitán Alatriste y escrita por Pérez Reverte.

Y como elementos que suman positivos a la novela citaré tres:

El primero, el libro posee códigos QR, elementos que favorecen una lectura enriquecida del libro, permitiendo acceder a contenidos exclusivos, una clara prueba de que los tiempos están cambiando en el mundo editorial.

El segundo, el libro también nos muestra en sus guardas anterior y posterior el mapa ilustrado de la ciudad de Sevilla de la época, en el que están resaltados algunos de los espacios donde transcurre la acción de la novela. Una asistencia necesaria en muchas novelas históricas y obligatoria en La leyenda del ladrón, en la que el escenario sevillano está tan presente.

El tercero, el papel secundarioque el autor otorga en su novela a dos de los autores más famosos de la historia de la literatura, que además vivieron en la época en la que está ambientada el libro, y que nos son otros que William Shakespeare, presentado como un joven y alcoholizado actor teatral de segunda fila, y Miguel de Cervantes, mostrado como un fiel y honrado comisario de abastos del rey. Sin duda las escenas en las que aparecen ambos son de las más jocosas y singulares de toda la novela.

Gómez-Jurado nos presenta una novela de aventuras históricas que se lee y se disfruta de forma placentera, y nos propone un decorado histórico original con personajes atractivos y aventuras estremecedoras en algunas ocasiones y palpitantes en otras, que sin duda, han hecho, o harán de él, un seguro de ventas.

Título: La leyenda del ladrón
Autor:
Juan Gómez-Jurado
Editoril: Planeta
Colección: Autores Españoles e Iberoamericanos
Fecha de publicación: 01/06/2012
Nº de páginas: 664
Idioma: Español
Formato: 15 x 23 cm.
Presentación: Tapa dura con sobrecubierta
Precio:
Libro tapa dura: 21,90 €
Libro bolsillo: 10,95 €
Epub: 6,99 €
Comprar en Amazon: La leyenda del ladrón

Escrito por Jorge Pisa Sánchez

Anuncios

Un pensamiento en “Crítica literaria: La leyenda del ladrón, de Juan Gómez-Jurado, ed. Planeta.”

  1. Coincido en tus comentarios, en especial los que se refieren a la “vida” en galeras, para lo cual el referente romano tan solo nos da muestra de un escenario donde hay que realizar mucho ejercicio físico forzado pero poco más.
    Realmente es una visión de una época diferente a lo acostumbrado, ya que muchas veces se nos ha presentado “amable” y en la que habitualmente se nos reflejan los estratos bajos de la sociedad como debían verse desde las alturas: algo molesto, sucio y a una cierta distancia. Aquí están en primera persona.

    http://podi-podi.blogspot.com.es/2017/02/la-leyenda-del-ladron-juan-gomez-jurado.html

    podi-.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s