“Atracar un banco con un bote de laca” de Cincómonos Teatro: Manual de instrucciones

Pues muy fácil: Sacándolo con decisión y dejando pasmados a cajeros propios y extraños. Pero antes, habrá que ver cómo se nos ocurre. Eso es lo que Quique Culebras describe en su texto: El proceso de emancipación de una sujeta mediocre que no encuentra otro modo de escapar de la insatisfacción que convirtiéndose en delincuente.

Y no se trata de una cuestión crematística: El dinero no hace la felicidad. Porque la cortejada señorita reclama otra clase de mimos. Como el tener agallas para lanzarse al vacío desde el precipicio de lo cotidiano. Como el asumir que formar parte del rebaño no garantiza más que aprender a balar.

TEATRE_BARCELONA-Atracar_banco_bote_laca-CINCOMONOS

En “ATRACAR UN BANCO CON UN BOTE DE LACA”, nos reímos de lo inquietante que puede resultar sentirnos observados. Y hasta podríamos sentir lástima de nosotros mismos por ser poco más que el objetivo de quienes observan con ánimo fiscalizador. Pero, en resumidas cuentas, y a pesar de la pretenciosidad con que Culebras presenta su historia (como si se tratase de un experimento sociológico sobre miradas subjetivas conformando realidades plurales), la obra es un entretenido monólogo para actriz resultona y público impresionable.

En esta ocasión, Jorge Salinas revisita la propuesta y apuesta por la versatilidad de Sole Israel, cuya humanidad en escena es doblemente valiosa: enternecedora y cáustica. Cincómonos Espai d’Art se pone a los pies de la entrega de Israel y de una puesta en escena con matices a cargo de Salinas.

SoleLa Soledad que se redime en el escenario.

De todo el despliegue de capas que muestra y oculta la aspirante a limpiadora de sucursal bancaria protagonista, nos impactan sus enfoques televisados, de un halo seductor muy sugerente. Nos traslada a su espacio el momento en que llega al lugar de los hechos, haciendo una cola interminable que es un ejemplo de concisión escénica. Nos divierten los comentarios escépticos de la desdichada cuando se ve envuelta en una masturbación-homenaje a su triste figura. Y nos sobran los llantos existenciales por su poca verosimilitud sobre el papel.

Y es que a este divertimento a laca armada le basta y sobra su anécdota argumental: fresca como un fogonazo de aerosol; aparente como el efecto que causa sobre las cabelleras maltrechas; y con efecto de fijación relativa, la que agradecemos que se quede con nosotros durante la función y que luego se evapora alegremente cuando salimos de la sala para planear nuestros propios atracos…

Por Juan Marea

ATRACAR UN BANCO CON UN BOTE DE LACA se representa en Cincómonos Espai d’Art de Barcelona los viernes a las 23 horas.
http://www.cincomonos.org/atracar-un-banco-con-un-bote-de-laca.html

Anuncios

Crítica literaria: Cibertormenta, Matthew Mather, Ediciones B

CibertormentaDesde la eclosión del género zombi, las secciones de género de las librerías de nuestras ciudades se llenan con todo tipo de novelas cuya acción transcurre en escenarios apocalípticos, una moda literaria, a mi creer, muy relacionada con los grandes temores provocados por los avances de la ciencia y la tecnología y sus efectos sobre nuestra vida cotidiana. Siguiendo la estela de esta tendencia literaria Ediciones B publicó en septiembre de 2014 Cibertormenta de Matthew Mather, una historia que nos muestra en forma de diario novelizado, las graves consecuencias provocadas en Nueva York (y consiguientemente en América) por los efectos de una gran tormenta de nieve acompañada por una caída generalizada de la electricidad y las comunicaciones.

Mike Mitchell y su familia son sorprendidos por los efectos de un temporal de nieve en Manhattan, Nueva York. Lo que en un principio parece una simple molestia, se irá convirtiendo con el paso del tiempo en un escenario apocalíptico en el que la población de Manhattan deberá luchar contra el frío, por los pocos recursos disponibles y contra la amenaza que constituyen conocidos y desconocidos. En su lucha por la supervivencia Mike hallará la ayuda de su amigo y vecino Chuck, obsesionado por las técnicas de supervivencia. Ambos se aliarán para proteger a sus familias y a los vecinos y amigos que viven en su mismo edificio”.

Cibertormenta es una novela que por los temas que analiza (escenario apocalíptico, apagón digital y de las comunicaciones e incluso algo de terror) se podría considerar más que de ciencia-ficción como una novela de supervivencia, ya que esta es la idea que se impone a lo largo de la trama. Es decir, lo que nos narra el autor es el esfuerzo de supervivencia de un grupo de personas ante una catástrofe humanitaria: imaginaos atrapados en vuestras casas por la gran cantidad de nieve acumuladas en las calles tras una serie de grandes tormentas, con muy poco que echaros a la boca, la caída de los sistemas de comunicación (algo mucho más que vital hoy en día) y sin medio de calefacción alguno para luchar contra las bajas temperaturas.

Matthew MatherA esto hemos de sumar un pequeño grado de terror, muy parecido al propio de la literatura Z, al tenerse que defender el grupo protagonista de la rapiña de sus convecinos, y un ligero toque de ciencia-ficción o, mejor dicho, de política-ficción, ya que parece que alguna potencia extranjera está aprovechando los problemas internos norteamericanos para iniciar una guerra con los EE.UU.

Estamos, pues, como os decía, ante una novela de supervivencia, a través de la cual iremos conociendo como la situación de los neoyorquinos se complica a medida que van pasando los días y la población no recibe la ayuda necesaria de las autoridades. Asistiremos, de esta forma, a episodios de violencia entre vecinos; evacuación de hospitales; excursiones en busca de alimento; ataques nocturnos por parte de hambrientos enemigos e intentos de fuga de la ciudad. Todo ello “amenizado” por todo un sinfín de argucias y tácticas de supervivencia solo conocidas por aquellos especialmente interesados en el tema, una actividad con bastante tirón en EE.UU.

El autor opta en esta ocasión por el género diario para proveer al relato de más veracidad, en el que el protagonista nos relatará como la convivencia se degrada con el paso de los días, con lo que consigue que la lectura se vaya enfriando y enfermizando a medida que avanza la numeración de las páginas.

Una recomendación para aquellos que disfrutan con las situaciones límite y quieran acompañar a Mike, a Chuck y a sus familias en una aventura de supervivencia que, seguramente, os dejará helado!!

Título: Cibertormenta
Autor: Matthew Mather
Editorial: Ediciones B
Colección: Nova
Formato: tapa blanda / 15 x 23 cm
Páginas: 414
Precio: 19 €

NOTA CULTURALIA: 6 SOBRE 10
——

Jorge Pisa